10/07/2009

El Árbol de los Problemas


Imagino que ésta historia todos la conocereis, pero pienso que hay veces que vale la pena recordarla, porque los problemas los llevamos a casa y descargamos nuestra furia, nuestro rencor, nuestro no estar bien con quien no debe; reflexionemos un poco, la vida es bella y no hay que desperdiciarla!!


El carpintero que había contratado para ayudarme a reparar una vieja granja, acababa de finalizar un duro primer día de trabajo. Su cortadora eléctrica se daño y lo hizo perder una hora de trabajo y ahora su antiguo camión se niega a arrancar.Mientras lo llevaba a casa, se sentó en silencio. Una vez que llegamos, me invito a conocer a su familia. Mientras nos dirigíamos a la puerta, se detuvo brevemente frente a un pequeño árbol, tocando las puntas de las ramas con ambas manos.Cuando se abrió la puerta, ocurrió una sorprendente transformación. Su bronceada cara estaba plena de sonrisas. Abrazo a sus dos pequeños hijos y le dio un beso a su esposa.Posteriormente me acompañó hasta el carro. Cuando pasamos cerca del árbol,sentí curiosidad y le pregunte acerca de lo que lo había visto hacer un rato antes."Oh, ese es mi árbol de problemas", contesto. "Se que yo no puedo evitar tener problemas en el trabajo, pero una cosa es segura: los problemas no pertenecen a la casa, ni a mi esposa, ni a mis hijos. Así que simplemente los cuelgo en el árbol cada noche cuando llego a casa. Luego en la mañana los recojo otra vez"."Lo divertido es", dijo sonriendo, "que cuando salgo en la mañana a recogerlos, no hay tantos como los que recuerdo haber colgado la noche anterior".





7 comentarios:

Pilar dijo...

Los problemas, cuando se analizan desde la lejanía, adquieren otra perspectiva.
Es fácil comprobarlo. Si cogemos cualquier objeto y nos lo ponemos a un centímetro de los ojos, difícilmente lo veremos en su totalidad. Si lo vamos alejando, llegaremos a percibirlo del todo. Incluso veremos todos los detalles de donde se encuentra.
Petonets, Pepa.

Patricia 333 dijo...

Mi querida pepa pasando a dejarte mi cariño y leer todo lo bello que tienes en tu blogg

Un abrazo enorme!!!

Albino dijo...

Una bonita historia llena de realidad. Todos deberiamos de tener un arbol de los problemas para poder aparcarlos e incluso olvidarlos. No hay nada peor que hacerlos repercutir, no solo en la familia, sinó tambien en uno mismo.
Yo hasta ahora había presumido de haber cumplido con el hecho de plantar un arbol, pero solo me producía limones.
Mañana mismo planto otro para que se descarguen mis problemas.
Y luego diré ¡viva la vida!
Cracias por la idea, pues aunque parta de una leyenda, tu me la transmitiste.
Un beso

cieloazzul dijo...

Que lindo!!!!
y que manera más generosas de quererse!!!
jaja
besos amiga mia!

Mery dijo...

Pepa me ha encantado la historia y ademas con mucha razon, los problemas a veces nos lo traemos a casa y terminan pagandolo quien menos culpa tienen.


Un saludo y gracias por esas historia tan bonita.

Toñi (picapusa) dijo...

Creo que ese cuento es de Jorge Bucay , no??, tiene historias estupendas.

besitos

Pepa dijo...

Toñi, sí. Bucay tiene coas preciosas, que te hacen pensar, recapacitar.. te ayudan! y una ayudita nunca viene maL, pues un granito de arena aveces lo transformamos en una montaña.
Feliz fin de semana

Porque tu me amaste

La letra de esta canción no la conocia en español, y al leerla me ha encantado, asi que la dedico a tod@s l@s que habeis llegado a mi vida y me habeis enseñando tanto; con consejos, con vivencias, con dolor, con alegría, optimismo, con VIDA!!... Gracias a tod@s por seguir ahí y hacerme sentir vuestro calor humano a pesar de que la mayoria no nos conocemos; y a quienes tengo la suerte de conocer, como son Ana Patricia, Oscar... mil besos porque son de los regalos mas especiales que la vida me ha ofrecido.